Skip to main content

Desasosiego

A mi lado, una estudiante hacía su tarea. Podía oír el roce de su lápiz en el cuaderno, cómo sacaba punta a su lápiz, cómo trabajaba, concentrada en una actividad productiva, capacitándose para una vida laboral. Mientras tanto, yo, contratista independiente, hospedado a media mañana en la biblioteca, pasando en limpio un texto que había escrito en hojas sueltas. Un texto impulsivo, sí.

Comments

  1. Relato breve de un instante revelador en la experiencia de esa persona...a veces en momentos como ese se disparan posibilidades o se aclaran intuiciones.
    Quizás no era eso lo que tenías en la mente cuando lo escribiste, pero ya sabés...cuando uno expresa su creación ésta ya no le pertenece, entra y se aposenta en cada persona que la contempla.

    Un abrazo.

    ReplyDelete

Post a Comment

Popular posts from this blog

El enemigo

El enemigo es la falta de conciencia, falta de presencia.

~Traleg Rinpoche

Tai

Hablaban en el restaurante. La mujer rubia, joven, y el hombre veterano, de pelo gris. Una mesa de mantel blanco entre los dos. Una conversación cifrada.

La mujer hacía preguntas, ¿Dormiste bien? El hombre, con gesto de agobio, apocamiento, una cicatriz en la frente. Dormí bien, dice, sólo unas horas. Bajé y te vi con los ojos abiertos, dice ella, no sabía si dormías. Pasaste unos días en el hospital. Dejé comida en el refrigerador. Cuántos sobrinos tienes.

La comida Tai, pausa esta conversación. Ella comenta acerca de su esposo, algo que no se entiende, que su esposo algo. El hombre, sonrojado, se levanta al baño.

Le picó la comida, dice mi amigo.

Fin del drama